ANUNCIO LARGO

lunes, 18 de noviembre de 2013

Parados mayores de 50 años: cuando la edad y la experiencia se convierten en un lastre

Más de un millón de personas de este colectivo se encuentra atrapado en un 'limbo laboral' sin poder trabajar ni jubilarse, mientras se ven obligados a subsistir con una ayuda de 426 euros tras agotar el paro


Están parados, tienen más de 50 años y albergan escasas esperanzas de encontrar un nuevo puesto de trabajo antes de alcanzar la edad de jubilación. El elevado desempleo que azota a España se ceba especialmente con los integrantes de este colectivo, una sangría que ha dejado a más de un millón de mayores de 50 años sin trabajo, según datos de la última Encuesta de Población Activa (EPA). Despedidos, víctimas de expedientes de regulación de empleo o prejubilados, los parados de entre 50 y 64 años se hallan inmersos en un escenario desolador donde su experiencia no es valorada por empresas que sólo buscan rentabilidad y beneficios al menor coste. Apartados del mundo laboral, con la autoestima por los suelos y a la espera de alcanzar la edad para jubilarse, muchos quedan atrapados en un limbo laboral de varios años -en el peor de los casos pueden ser hasta quince-, sobreviviendo con un mísero subsidio de 426 euros, una vez agotada la prestación por desempleo.

El paro juvenil está acaparando toda la atención. Una tasa de paro cercana al 57% en España lo justifica sobradamente. Sin embargo, entre los estudiosos del mercado laboral, sea cual sea su disciplina (Economía, Derecho, Sociología, e, incluso, los técnicos de inserción que trabajan a pie de obra), abundan los que están más preocupados por el desempleo de los más mayores. Su dato de paro es menos demoledor, el 21% a partir de 50 años. Pero hay agravantes que sustentan esta opinión. “Son gente con elevadas cargas que los jóvenes no siempre soportan. Tienen menos margen de maniobra”

Desde julio del año pasado, el subsidio por desempleo —426 euros mensuales— ha sufrido varios recortes: se ha eliminado el extraordinario que había para mayores 45 años; se ha aumentado el límite de edad para el ordinario de 52 años a 55; se ha introducido un nuevo requisito al contar los ingresos de toda la unidad familiar y no solo del parado para acceder a él; se obliga a acceder a la jubilación a la primera edad posible eliminando la posibilidad de esperar hasta cumplir los 65 años y tres meses.

“A ellos, igual que al resto, les afecta la reforma laboral, que ha facilitado y abaratado el despido”, critica Carlos Bravo, secretario de Protección Social de CC OO, “y, además, se dificulta el acceso a las ayudas y la salida de la jubilación anticipada [en referencia al endurecimiento de este retiro y del parcial decretado el pasado marzo]”.

El retiro antes de la edad legal es el recurso al que acuden tradicionalmente los trabajadores mayores de 60 años cuando se quedan sin empleo y sin ayudas, algo que ahora, en tiempos difíciles, se ha acentuado. “Dos de cada cinco nuevos jubilados anticipados se ven obligados a usar la jubilación anticipada como alternativa a una situación de baja o nula protección por desempleo”, señala un informe de CC OO elaborado a partir de una muestra continua de vidas laborales del Ministerio de Empleo, “la crisis ha incrementado en un 60% el número de trabajadores expulsados del mercado de trabajo que acceden a esta alternativa ante la baja o nula protección”.

También UGT pone el acento en el colectivo a partir de los 45 años. Señala que en torno al 60% de los parados de larga duración registrados en las oficinas públicas tiene más de esta edad.

La solución por la que se ha optado, de momento, es la de las bonificaciones a la contratación, como apunta Eduardo Rojo, que como De la Rica, propone formación permanente y “anticipar los cambios que puedan darse en los cambios que puedan producirse en las reestructuraciones productivas. El problema no es la edad, sino la falta de trabajo en algunas ocasiones y la falta de adecuación de los conocimientos en otras”. Rojo continúa señalando donde hay deberes por hacer: “Aún no se ha desarrollado la estrategia española para el empleo de los trabajadores mayores de 55 años”.

Quedarse sin trabajo cerca de la jubilación

Trabajador de 50 años o más que pierde un trabajo temporal. Este caso es el que deja al desempleado en peor situación. Su indemnización es pequeña o inexistente (en función del tipo de contrato) y podrá cobrar hasta dos años de prestación. Si agota esta ayuda antes de cumplir 55 años no tiene derecho al subsidio ordinario y deja de cotizar a la Seguridad Social durante ese tiempo, con lo que su futura jubilación queda mermada.
Trabajador de 53 años o más indefinido despedido individualmente. La indemnización varía según el despido: objetivo, 20 días por año trabajado con un límite de 12 mensualidades; improcedente, 33 días por año con un tope de 24 mensualidades. Al agotar la prestación, solo podrá acceder al subsidio si su cónyuge no tiene un salario bruto superior a los 967 euros mensuales. Si no tiene acceso al subsidio y no dispone de renta suficiente para financiar él mismo un Convenio Especial con la Seguridad Social no cotizará más hasta su jubilación.
• Empleado mayor de 55 años de empresa grande despedido. La indemnización suele ser más alta que en los casos anteriores. Si se opta por una paga mensual, el trabajador suele cobrar un porcentaje de salario que conlleva el pago de cotizaciones a través de un convenio

4 comentarios:

  1. Quizá el autoempleo sea la solución. En comando actualidad sacaron un documental muy interesante se llama el pueblo me da de comer, os pongo un anuncio que tambien os puede interesar BAR- RESTAURANTE Y VIVIENDA, POR 450€/MES EN ROTURAS (VALLADOLID) esta sacado de la sección Bolsa de empleo de la web de www.abrazalatierra.es tienen algunos anuncios mas
    http://www.abrazalatierra.com/bolsa_empleo.shtml?idboletin=1523

    ResponderEliminar
  2. En Cantabria esta abiertas las ayudas para parados que se hagan autonomos, desde el alta en autonomos hay 6 meses para poder solicitarlas asi que estar muy informados y pendientes del plazo, y en andalucia hasta no sé que día de febrero 2014 también se pueden solicitar ayudas emprendedores

    ResponderEliminar
  3. claro que el auto empleo es una solución,lo que pasa es que arriesgas bastante y la solución a que te valla bien es innovar.Gracias por vuestras aportaciones.

    ResponderEliminar
  4. Anónimo si mi mujer tiene nomina de más de 1000 euros al mes yo no puedo solicitar ninguna ayuda pues llevo dos años en el paro tengo 56 años no cobro nada gracias

    ResponderEliminar

loading...